Orientación laboral

El colegio donde Hegel va a trabajar es una institución protestante, recientemente fundada, que, a pesar de su penuria, lleva con orgullo el nombre de Melanchton. Hegel acepta esta nueva situación -no le queda otro remedio- y expresa su alegría por entrar en la enseñanza, aunque no sea en el nivel al que tiene derecho a aspirar. Parece que adopta la máxima de los intelectuales en los tiempos precarios: estar siempre preparado para acceder a una vida mejor y, al mismo tiempo, comportarse como si la condición mediocre en la que uno se encuentra fuese a durar eternamente. 


Jacques D'Hondt (1998): Hegel. Une biographie

No hay comentarios.: